Biografía el autor Frédéric Beigbeder y sus libros

Valora esta entrada post

En este artículo, tendrá la oportunidad de conocer la Biografía del autor Frédéric Beigbeder y sus libros, es de origen francés, un dramaturgo que se ha dedicado abiertamente a expresar sus sentimientos puros y auténticos, sin basarse en lo desconocido.

Frédéric Beigbeder

Biografía de Frédéric Beigbeder

Frédéric Beigbeder, nació el 21 de septiembre del 1965, en Neuilly sur Seine, Francia. Cursó estudios en el Instituto de Estudios Políticos de París. En el año 1987, recibió el título de Ciencias Políticas.  Es actor, director de cine, guionista, editor, escritor, novelista, crítico literario y editor colaborador.

Luego en el año 1989, inició su trabajo como ejecutivo de publicidad, autor, locutor y editor. Frédéric Beigbeder, es hijo de Christine de Chasteigner, quien se dedica a traducir novelas, y de Jean-Michel Beigbeder.

En el año 1994, creó el Premio de Flore, que se le otorga cada año a un joven promesa de la escritura francesa. Entre los que han recibido el premio se encuentran: Vincent Ravalec, Jacques A. Bertrand y Michael Houellebecq.

Más tarde en el año 1997, publica la obra “El Amor dura tres años”, es una novela corta, autobiográfica, en la que narra la evolución de una relación amorosa con una combinación de humor y recelo. El enamoramiento, el matrimonio, el fastidio, el adulterio y una nueva pasión.

Luego en el año 2000, publica la obra “13,99 euros”, que resulta ser un gran éxito en el público de diferentes países, lo que lo consolida como escritor. Relata sobre la historia de Octave Parango, quien tiene un espíritu creativo sobre la publicidad, limitándose a sí mismo, absolutamente aletargado de cocaína.

Es una obra literaria completamente cuestionada por las diferencias agencias publicitarias.  El mismo Frédéric, labora en la agencia Young & Rubicam, siendo despedido mucho antes que la novela fuera publicada.

Frédéric Beigbeder

La historia pone al descubierto los misterios de unos de los poderes que tienen mayor influencia en nuestra época, pero luego el argumento, converge en una ilusión publicitaria no creíble, en donde las multinacionales son ridiculizadas con gran ironía.

En el año 2002, presentó el programa de televisión conocido como “Hyper Show”, en un canal francés que lleva por nombre Canal+.

En el año 2005, junto a Alain Decaux, Richard Millet y Jean-Pierre Thiollet, visitó el Salón del libro en Beirut. A partir de este mismo año, es el encargado de dirigir el programa “Grand Journal”, en este mismo canal, que tiene la labor de analizar la actualidad de las obras literarias.

Su obra literaria titulada “99 francos 13,99 euros”, fue llevada a producción cinematográfica en el año 2007, ejerciendo el papel protagónico el actor ganador del Oscar Jean Dujardin en el papel de Octave Parango.

En el año 2008, mes de febrero, siendo las 3 de la madrugada, al estar fuera de Le Baron, un espacio dedicado a la moda parisina, para fumar un cigarrillo, en la solitaria avenida Marceau, fue arrestado con 2,6 gramos de cocaína en el bolsillo, por unos policías franceses. Quiso salir corriendo, consiguiendo afectar más el hecho.

Comentó sobre el asunto: “Fue espantoso, pase parte de la noche en la comisaría del distrito VIII, en una pequeña celda. Por la mañana del día siguiente, el fiscal reconoció quién era yo, y se dedicó a darme un regaño.

La noticia, se coló en la prensa, y me recluyeron en la Conciergerie, la fortaleza justo donde estuvo encerrada María Antonieta. Al cumplirse los tres días me dejaron libre.

Frédéric Beigbeder, comenta que a partir de ese hecho, debe actuar bien y asistir a terapia. Pero, como es la ironía de la vida, unas semanas después, Sarkozy le otorgaba a mi hermano Charles las insignias de caballero de la Legión, en reconocimiento a su desempeño en la empresa, en el palacio del Elíseo. Ahí, está yo, en primera fila en compañía de mi familia en todo el frente del presidente.

A la edad d3 47 años, recibió el premio Renaudot, por su novela francesa, que relata la vida de sus padres y su infancia con gran destreza.

Siendo a finales del año 2013, Frédéric Beigbeder, resurge la revista erótica Lui, dirigida en los años 60 y 70 por el docto Jacques Lanzmann y François Truffaut, llevándola hacia la crítica del séptimo arte.

Beigbeder, con este acontecimiento manifiesta que defiende “un espíritu libertino dieciochesco y puramente francés”, frívolo y gozador, sin embargo con sentido. Entonces, prefiere una redacción formada por mujeres.  “Lo he hecho para resguardarme. no de las críticas, sino de mí mismo”.

Agrega que gran parte del éxito del proyecto, es motivo a que la gran parte de sus lectores son mujeres. Para Beigbeder, la sensualidad: “quizás continúe despertando cierta culpabilidad cristiana. Me parece bien. El mínimo escalofrío, no hace más que acrecentar el goce”.

En su última obra, Oona y Salinger, narra sobre un acto no conocido del autor de El Guardián entre el centeno, su relación fracasada con Oona O’Neill, hija del escritor Eugene O’Neill.

Cuenta la historia de corto romance, a inicios de los años cuarenta que terminó cuando Oona le sustituyó por Charlie Chaplin, con quien contrajo matrimonio una vez que Salinger, viajó a Europa para batallar en la Segunda Guerra Mundial.

Oona O’Neill, era una asidua de la noche neoyorquina. Era una mujer inteligente, hermosa y alegre: “Era una it-girl, de esas que se hacen famosas sin hacer nada en concreto”, así la describe Beigbeder. Fue una inspiración de Orson Welles y Truman Capote, que se iluminó en ella para su Desayuno con diamantes.

En su escrito «Ningún algoritmo lleva bigote», causó muchas discusiones en la red, certificandose con poca sensibilidad mérito periodístico. En ese artículo, se combinan temas como la informática, sus prejuicios, mostrados de forma despreciativa hacia quienes llevan una existencia muy distinta a la suya, y sus elecciones políticas.

El hecho de no cumplir con tramas y argumentos, las continuas faltas de respeto, mostradas en forma despectiva, la certeza de su desconocimiento acerca la informática, al igual que la carencia de firmeza periodística, y de un trama expresivo adecuado, resultaron igual elemento de crítica.

Igual se puede observar aspectos de su personalidad ególatra, mostrando su superioridad hacia personas considerados por él como “nerds”, a quienes amedrentaba en su época de estudiante en el instituto, tiempos que presume de su supuesto atractivo hacia el sexo contrario.

Sus matrimonios y uniones

El 17 de mayo de 1991, contrajo matrimonio con Diana de Mac Mahon. En marzo del año 1996, se divorciaron, no tuvieron hijos.

En el año 1999, se unió a Delphine Valette, concibieron una hija a quienes bautizaron como Chloe.

El 17 de junio del año 2003, contrajo matrimonio con Amélie Labrande, se divorciaron, no concibieron hijos.

El 12 de abril del 2014, en Las Bahamas contrajo matrimonio con la modelo Lara Micheli.

Bibliografía

Frédéric Beigbeder, se dedicó a escribir variadas obras literarias, entre las que se encuentran:

Año 1990

Mémoire d’un jeune homme dérangé. Memorias de un joven loco. éditions de la Table ronde.

 

Año 1994

Vacances dans le coma. Vacaciones en coma. Éditions Grasset.

Año 1997

L’amour dure trois ans. El amor dura tres años. Éditions Grasset.

Año 1998

Barbie, editions Assouline, coll. Mémoire de la mode

Año 1999

Nouvelles sous ecstasy. Historias en éxtasis. Éditions Gallimard.

Año 2000

99 francs. 13,99 euros. Éditions Grasset.

Año 2003

Windows on the World. Éditions Grasset.

Año 2005

L’Égoïste romantique. El romántico egoísta. Éditions Grasset.

Año 2007

Au secours pardon. Socorro, perdón. Éditions Grasset.

Año 2009

Un roman français. Una novela francesa. Éditions Grasset.

Año 2016

Oona y Salinger. Editorial Anagrama

Ensayos

Año 2001

Dernier inventaire avant liquidation. Último inventario antes de liquidación. Éditions Grasset.

 

Año 2011

Premier bilan après l’Apocalypse, Éditions Grasset.

Citas, Frases y otras

“Se debe de ir a la calle para estar en contacto con las personas, para ver, para escuchar. Un escritor no puede ser un monje. Pienso, que un dramaturgo no debe estar en su casa a las ocho de la noche para elaborar crucigrama de Le Monde. Que renuncie a vivir para escribir”

“El sistema ultraliberal, nos está conduciendo a consumir seres humanos. Emplea la belleza de mujeres jóvenes para comercializar cremas y yogures. Es un nuevo estilo de pedofilia, y nadie lo sabe. Es lo que denominó “fascismo” una combinación entre fashion y fascismo”

“Los grandes dramaturgos narran una historia, desde un punto que no conocen. Yo no soy así, busco mi propio sendero, no hablo sobre nada que me sea desconocido; hablo sobre mi época, la civilización del consumo, escribo novelas de mi tiempo; lo que puedo tocar y ver”

“Escribo para provocar, una reacción en mi existencia y así como la de mis lectores. Destacaba el mundo de la publicidad, deseaba huir, plasme 13,99 euros, me despidieron y me hicieron el gran favor de mi vida. “! Ya era literario!”

“En la actualidad la novela es un género, que nadie puede describir, que acepta en su seno el panfleto, la reflexión económica, el diálogo, los anuncios, poemas, o relatos clásicos. Es un lugar de libertad, por tal razón incluyó páginas de publicidad a favor del suicidio. El consumo de cocaína, o que haga juergas con simulaciones de anuncios de yogures o productos de limpieza.

Esa misma libertad del género, su gran variedad, es lo que permite que exista gente que expresa que la novela ha muerto”.

“Mis adversos mantienen que vivo sin escribir. Pues están errados. Escribir es el mejor trabajo que conozco para comer. Escribo, porque no puedo dejar de escribir. Y necesito de un patrocinador. Debido a que ser millonario con la literatura, te exige a hacer siempre el mismo libro exitoso para mantenerse el éxito. Y, yo deseo hacer otros libros”

“Soy un niño de apenas nueve años de edad, y los niños no gana el Goncourt. Igual, a nadie le interesa el Goncourt. Ya ni se escucha, ni da que hablar. Pregunte, quién ganó el premio el año pasado y sólo escuchará un penoso silencio”

“Un dramaturgo debe arriesgarse a desnudarse; ésta es una época en que la literatura debe terminar con las reglas de lo bien observado por la sociedad”

Curiosidades

La publicación de su exitosa novela «13,99 euros», en la que cuestiona a todo dar el mundo de la publicidad, por el supuesto el despido de Frédéric Beigbeder de la agencia publicitaria donde trabajaba, pero el autor no lamentó la pérdida de su trabajo, argumentando que ésto significaba que comenzaba su carrera oficial como escritor.

Opiniones del autor

El autor al temas de las drogas, manifiesta lo siguiente: «Escribir con drogas es agradable,sin embargo, retarda la escritura y la sustituye. La droga, desmejora mi escritura. Prefiero quedarme con el vino y la cerveza»

También ha enunciado: «Realizó muchas cosas muy rápido por tan solo tener flojera, para terminar pronto, para no agotarme; fue un consejo que me dió durante una madrugada Roland Topor».

En Francia, es un fenomeno mediatico, Bernard Pivot, padre de Apostrophes, a quien describe como «un payaso y un escritor; aunque cada vez menos payaso y cada vez más escritor».

Frédéric Beigbeder, expresa de esta manera su popularidad: «No entiendo a esas personas que buscan la fama, durante muchos años, y una vez que la tienen se quejan».

A Kafka, le fascinaba divertirse. Existen literarios moribundos e inmersos en el dolor, tal como Flaubert, así como otros sensualistas hasta el final, como Baudelaire.

En el centro se encontraría  Proust, un hombre perseverante a disfrutar de extensas celebraciones nocturnas, y luego en clausurarse para escribir. Es mi ejemplo. Trabajo durante el día, salgo por la noche y duermo muy poco; sin embargo, estar de fiesta no es lo contrario a realizar un buen libro»

Les invitamos a disfrutar de otras interesantes lecturas, en los siguientes enlaces:

(Visited 63 times, 1 visits today)

Deja un comentario